Varios Temas para la EDUCACIÓN DE SUS HIJOS

Difícil es dar consejos en relación a la educación de sus hijos, porque es un asunto familiar y hay que comprender sus condiciones y personalidad. Pero ser parte activa de la sociedad también implica que el educar a hijos sanos espiritual, psicológica, moral y éticamente, ayude a subsanar las grietas que las actitudes complacientes y beligerantes de muchos, al fin se cierren y pueda amalgamarse esa sociedad amorosa, con libre albedrío y pujante que tanto se necesita.

La educación de sus hijos tal cual como le educaron sus padres, puede parecer contrastante y criticable en estos tiempos. Pero el objetivo no cambia, así se cambie la metodología. Y esos logros que ellos quisieron y que resultaron, bien que pueden evolucionar en la época actual.

Sirvan pues estos varios temas sobre la educación de sus hijos como punto base para que ustedes, de manera conjunta y bidireccional, crezcan en una formación amorosa, sólida y de valores como tanto se espera y que el mundo, con grandes parabienes recompensará.

varios temas

15 Normas sociales esenciales para la educación de sus hijos

1)                      Saludar o despedirse efusiva y sinceramente. Dar los buenos, días, buenas tardes, buenas noches, como están, pedir la bendición, decir adiós, hasta luego, que estén bien.

2)                      Dar la mano y mirar a los ojos. Buenos modales y sinceridad para que la contraparte se sienta valorada.

3)                      No señalar con el dedo. Un factor que debe mantenerse en la educación de sus hijos. El motivo: Sigue siendo despectivo y confuso.

4)                      Hablar en tono moderado, pero audible. No gritar para hacerse sentir.

5)                      Expresar su gusto o no por una comida. Siempre y cuando no sea de manera altanera, prepotente, llorosa. Saber brindar opciones.

6)                      No morder los alimentos y dejarlos dentro de la nevera. Mucho menos, beber el agua directo de la jarra. Y sí algo se vació, llenarlo o participar que se acabó.

7)                      No interrumpir conversaciones de los mayores, por capricho. Saber solicitar permiso para hablar y ser concreto, para informar sobre algo externo o su sentir. Que sepa que sí va a aportar, debe ser algo valioso, no comprometedor ni difuso. Tampoco puede interrumpir las conversas de gente de su generación.

8)                      Normas del buen oyente y buen hablante. Eso le enseñará a tener conversaciones con mesura y aumentar su capacidad de resolución sin hostilidades o aburrimiento.

9)                      Lavarse las manos. Antes y después de comer. Luego de jugar o al regresar de la escuela o terminar los oficios. Explicarle que las manos limpias es salud y buen gusto.

10)              La importancia del baño. Pedirle a los hijos que se bañen es un dilema en la educación de los hijos. Pero, explicarle lo bueno que resulta para su frescura, apariencia y estar listos para salir a pasear y nunca apestar, les irá flexibilizando. Negociar es mejor que la posición imperativa.

11)              Comer con cubiertos. Hacerlo como costumbre en el hogar, le hará agradable a las demás personas en restaurantes o casas ajenas. Además, disfrutará más la comida y así su alimentación y/o apetito, no será un problema.

12)              Normas de etiqueta. Desde abrir la puerta del vehículo, agradecer los gestos, ceder asiento a sus mayores, ayudar a cargar bolsas, dar direcciones de manera correcta, tratar de “usted, señor, señora”, son factores vitales en la educación de sus hijos y para la recuperación de valores y atenciones que se están yendo de la vida social.

13)              Aumentar su léxico. Además de la instrucción en la escuela, la educación de sus hijos amerita de enseñarles que hay más en el mundo. Mejorar su léxico con nuevos términos, enseñarles idiomas, amor por la lectura y una mejor pronunciación, le serán útiles en su vida adulta y les encaminará a grandes cosas en todo lo que decidan hacer y/o ser.

14)              El valor del dinero. Que aprendan a valorar lo que se ganan, invertir con conciencia, que el dinero es necesario pero no lo es todo. Que los beneficios son mayores cuando se piensa en grande y en el bienestar de más personas.

15)              El amor por lo que decidan ser. No viva sus sueños a través de sus hijos. Enséñeles que sólo requieren solvencia para estar sanos y vivir dignamente. Y que lo que decidan ser, les otorgue la estabilidad económica pero mucho más, la estabilidad emocional que tanto desean y ameritan.

La educación de sus hijos jamás terminará. Hasta el fin de sus días estarán aprendiendo mutuamente. Serán éstos valores más aquellos principios que usted ha acumulado y sentido en el trayecto de su vida, lo que les hará más fuerte, libres, amplios de criterio y corazón para ser esos seres humanos que tanto necesitamos transiten por nuestros caminos.

Lcdo. Argenis Serrano 

Tal vez te interesen estas entradas